«I have a dream»

«I have a dream»

I have a dream (tengo un sueño) fue la anáfora del discurso de Marthin Luther King Jr. ante el capitolio de los EE.UU en Washington.

El I have a dream fue un aliento a la esperanza para les afroamericanes y son aquellas grandes palabras las que me hacen recordar que otro mundo es posible lejos de dogmas y de verdades absolutas, y tal como dijo el filósofo Montaigne: «Si la verdad no es una evidencia para todes, no es la verdad sino una opinión»

Me gusta pensar que las cosas cambian, y…, Bueno…, Son un hecho. Pero son cambios tan lentos que no nos da tiempo a marearnos, es algo así como la translación del planeta alrededor del Sol a una media de 29,8 km/s. Nadie se marea.

Y cambian, claro que cambian como las estaciones del año, aunque con tanta ligereza que, sino te fijas bien, casi ni te percatas. 

Claro que, no cambia solo. Lo cambiamos las personas.

Antonio Machado escribió en «Extracto de Proverbios y cantares (XXIX)»

Caminante, son tus huellas

el camino y nada más;

Caminante, no hay camino,

se hace camino al andar.

Al andar se hace el camino,

y al volver la vista atrás

se ve la senda que nunca

se ha de volver a pisar.

Caminante no hay camino

sino estelas en la mar.

La lucha por nuestros ideales es nuestro camino, que solo al andar se hace, en el caminar creamos senda para que nuestros pasos y conquistas sean seguidos. ¿Me acompañas?

Redimensionar imagen